Libra Kamel Nacif orden de aprehensión por tortura a Lydia Cacho

Un tribunal federal amparó al empresario y consideró que los hechos que lo acusan, no tienen relación con el libro “Los Demonios del Edén"

ACAVAmos ien
Libra Kamel Nacif orden de aprehensión por tortura a Lydia Cacho

El Tercer Tribunal Colegiado en el estado de Quintana Roo otorgó un amparo al empresario Kamel Nacif, mejor conocido como “El rey de la mezclilla”, el cual lo deslinda de toda responsabilidad en el delito de tortura en agravio de la periodista Lydia Cacho, quien se encuentra exiliada debido a los constantes atentados y amenazas de muertes, sentencia que echa abajo la orden de aprehensión en su contra.

Los magistrados que integran este tribunal federal con sede en el estado de Quintana Roo, señalaron que los hechos por los cuales se le acusó y que ocurrieron el 16 y 17 de diciembre de 2005, cuando la escritora fue aprehendida y torturada, no guardan relación con la publicación del libro “Los Demonios del Edén”.

Fue la organización Artículo 19, quien dio a conocer el fallo de esta sentencia la cual manifestó preocupación porque abrió el camino para la absolución del resto de los acusados.

“El amparo en revisión (bajo el número 143/2021) fue resuelto por mayoría, con el voto a favor de Selina Ahidé Avante Juárez, magistrada ponente del asunto, y Graciela Bonilla González, secretaria de tribunal en funciones de magistrada.

El voto en contra fue del magistrado Jorge Mercado Mejía”, detalló la organización de la sociedad civil.

Como se recordará apenas en abril pasado, el Segundo Tribunal Unitario de Quintana Roo negó un amparo a Kamel Nacif, por lo que el empresario promovió el recurso de revisión, el cual fue resuelto el 15 de julio por el Tribunal Colegiado liberándolo de toda responsabilidad.

Los magistrados puntualizaron que “ante la falta de precisión de algún nombre, no puede concluirse que entre todas las mujeres del mundo, los que intervinieron en la llamada se referían en específico a la sujeto pasivo (Lydia)”.

También consideraron que “no hay prueba fehaciente” sobre la existencia de una orden para torturar a la periodista por publicar el libro y que, todo lo sucedido y vivenciado por ella, se reduce a la responsabilidad de los dos policías que detuvieron a Cacho.

Además consideraron irrelevante que automóviles propiedad de Nacif acompañaran de forma ilegal a los policías judiciales durante el traslado de Lydia Cacho en el trayecto de Puebla-Cancún-Puebla.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

WRadio México
En vivo

Programación

Último Corte Informativo

Ciudades

Compartir