INFIDELIDAD

El precio de ser la ‘otra’

Mario Guerra, el “Rockstar del Amor”, te dice las razones que influyen para que una mujer soltera llegue a tener una relación con un hombre casado

Factores que influyen para que una mujer llegue a tener una relación con un casado.

 1° Los hombres casados muestran más interés en las mujeres que los solteros. Las mujeres solteras muestran más interés en los hombres que las casadas.

2° Los hombres casados experimentan más interés hacia mujeres en función de su atractivo físico y no de las demás cualidades que pueda tener.

3° Algunas mujeres, basarán su elección de pareja en hombres que han sido previamente elegidos por otras mujeres.

4° Si su esposa es atractiva, él será más atractivo para otras mujeres.

5° Porque a ella le parece más atractivo un hombre casado que uno soltero.

6° Porque la mujer confunde la atracción y los rituales de seducción que ejecuta un hombre con el amor.

Ya entendimos algunas causas, ¿pero funcionan o no las relaciones con un hombre casado?

• La respuesta es complicada. Depende qué es lo que se quiera con él. Si se quiere un amante temporal y nada más, la respuesta es simplemente sí.

• Si se quiere que ese hombre deje su relación actual para volverse una pareja comprometida, de largo plazo, exclusiva y disponible, entonces tus probabilidades de obtener esto van de un 2% a un 5%

FOTO: www.actitudfem.com

¿Cuál eres tú cuando eres “la otra”?

A la que le prometen todo.

Especialmente que ahora sí ya se va a divorciar y que luego serán felices para siempre.

A la que no le prometen nada.

• A la que le piden “vivir el momento” y “no poner etiquetas a la relación”

A la que le piden todo.

• Comprensión, anonimato, paciencia, sacrificios, que esté disponible para cuando el señor pueda darse una escapada, consuelo, sexo, amor, apoyo emocional, etc.

A la que él le ha sido “muy honesto”.

• El que desde el principio te dejo en claro que no va a dejar a su familia, pero que tú eres una mujer “especial” y que quiere vivir contigo lo que surja.

La que no pide nada.

• La mártir que por amor todo lo da, sin esperar casi nada a cambio.

La que lo espera todo (incluso un milagro).

• Y se queda esperando y esperando y esperando.

La “inocente”.

• La que quiso creer “en el amor”, en que él era sincero cuando te decía que un día todo iba a cambiar y serían felices para siempre.

Cargando