REPORTAJE ESPECIAL
REPORTAJE ESPECIAL

Amor por internet, separaciones y divorcios en tiempos de COVID-19

Así celebrarán algunas parejas el 14 de febrero

Amor en tiempos de pandemia

Después que la gente abandonó las calles para evitar ser contagiados de coronavirus, y de olvidar por un tiempo el riesgo y celebrar la Navidad y Año Nuevo, llegó la fecha para que las parejas se tomen de la mano y pasear, dentro o fuera de las casas, sin olvidar el cubrebocas.

Pero a 11 meses de la pandemia como dice una canción ¿a dónde fue el amor?... Antes y durante el COVID-19, la tecnología se ha convertido en una gran aliada para quienes encontraron a una persona interesante en las redes sociales, aplicaciones o páginas web, así le ocurrió a Norma Argüelles.

“Tengo 50 años, de hecho, la pandemia no fue lo que me orilló, pues realmente la curiosidad me movió, la primera vez que abrí la aplicación fue en marzo, todos son muy amables de entrada, pero conforme va pasando el tiempo ellos van luego, luego, a encuentros sexuales, quieren videollamadas, quieren foto… pero pues por lo de la pandemia, la cuarentena, bla, bla, bla, yo le dije que yo sí respetaba, no salía de mi casa y entonces pues sabrá Dios hasta cuándo nos podríamos conocer”.

También ha ayudado a las nuevas formas de amar, donde se crean distintos tipos de apoyo como con los llamados shugar daddy.

“Mi nombre es Daniela Chávez en un grupo conocí a un hombre en un grupo de Facebook de shugar dadys. Él me contactó, me invitó a trabajar con él y a parte salíamos, no me ha ido mal he conocido a tres, cuatro de Tinder, me fue bastante bien solamente que no hubo química de mi para allá, uno iba muy rápido, el otro quería sexo pues ya de ya, y con otro sí compaginé bastante”.

Y ante la gran barrera para quienes utilizaban los bares y antros para encontrar pareja, el internet abrió una posibilidad de encuentros, aunque sean breves.

“Tengo más de un año sin pareja y uso las aplicaciones y algunas páginas que son específicamente para encontrar pareja gay. La verdad desde que empezó la pandemia, he tenido invitaciones, acercamientos pero me da mucho miedo ir a hoteles, o ver a alguien que me pueda contagiar de COVID-19. A finales del 2020, conocí a un chico que me encantó vino a México, nos pudimos ver, y pues todo de lujo, una química maravillosa, sólo fue algo de un día y una noche, ya regresó a su vida, afortunadamente no me dio COVID-19, porque tuvimos todos los cuidados”.

También se vieron afectados los que tenían una pareja fuera del hogar, así lo explica el sexólogo Eusebio Rubio.

Y mirando dentro de cada uno y de cada otro, la pandemia ha sido decisiva en algunos matrimonios.

“Mi nombre es Rocío Romero, tengo diez años de matrimonio, a parte de la pandemia hemos atravesado por otras crisis familiares, y en esta pandemia él se tiene que quedar en casa para cuidar a nuestro hijo, se acrecentaron como las cargas económicas. Entre el estrés y a lo mejor problemas emocionales no resueltos, nuestra relación se vino abajo. Yo trabajo en el área de la salud, yo no puedo quedarme atrás o doblarme entonces yo decido seguir adelante, soy el sostén de mi casa y me cuesta mucho trabajo y muchos meses pero decido que el bien para todos y para mi hijo es separarnos… Creo que me gustaría pasar este 14 de febrero con ellos, con mi ex esposo y con mi hijo, pues como amigos”.

De acuerdo a Jorge Juárez, de “Juárez y Jurado Abogados”, aún no es posible saber qué tanto pudieron aumentar los divorcios durante el confinamiento.

“El punto está para determinar esa cuestión, en que no están laborando los juzgados en materia familiar, civil, mercantil, laboral, apenas acaban de hablar pero la materia local, la materia federal todavía no, entonces al final del día la gente tiene conocimiento de esta situación y pues saben que ahorita no pueden hacer ningún trámite de divorcio. Al final para poder determinar si hay muchos o no divorcios de esa naturaleza, pues tendríamos que esperar a que se reanuden actividades”.

Pero el amor, a pesar de la pandemia, ha dejado también esperanza a quienes gracias a las restricciones entre naciones, se conocieron y hasta formaron una familia, es Guadalupe Frausto quien conoció a su ahora esposo, en uno de los últimos conciertos, del 2020.

“Se dio justamente porque al llegar la pandemia pues cierran las fronteras y él ya no puede regresar a Estados Unidos, y estuvo pues una temporada aquí, cuando reabren las fronteras, él se regresa a Estados Unidos y nos extrañábamos tanto que él venía cada 15 días y me enamoré y de repente la gran noticia, nos embarazamos, decidimos casarnos, no pudimos hacer la gran fiesta que hubiéramos querido. Hace tres meses yo dejé todo aquí en la Ciudad de México y me fui a vivir a Tijuana para estar cerca de él y en cuanto tenga a mi pequeño André, que estoy a días de dar a luz, pues poder irnos a vivir con mi esposo. El amor llega en el momento indicado pero cuando menos nos lo esperamos y cuando menos lo buscamos”.

Mientras las redes sociales se llenan de besos y bodas con cubrebocas, o de streptease con los labios como principal parte a descubrir, la pandemia sin duda enseñó a unos a querer diferente, de lejos y a otros demostró lo que escribió el gran Joaquín Sabina, “el amor ya es una epidemia que se acaba con el tiempo”.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

WRadio México
En vivo

Programación

Último Corte Informativo

Ciudades

Compartir