¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

10 cosas que requieren cero talento

¿En serio existen?

Seguro han visto la publicación en Facebook o Instagram que dice “10 cosas que requieren cero talento”. ¿Será? ¿Hay algo que no necesite algún tipo de talento? Rebeca Muñoz Cornejo, Pionera como Mind Coach, creadora del método de “Dietas conductuales” en el proceso de Coaching, nos dirá hoy por qué esas 10 cosas que parecen tan fáciles, sí necesitan algo de nosotros.

¿Será cierto que hay cosas que demanden CERO talento?...

Sin duda la tentación de hacer algo que nos demande “cero” talento es algo que puede estar latente, no por hacerlo, sino más bien por ser fácil, de hacer algo SIN esfuerzo, sin desgaste.

¿Por qué nos resulta atractiva la posibilidad de ser exitoso en algo en lo que NO necesitamos talento?...

Porque puede ser reflejo de un estilo de conductas presentes la “inmediatez” la poca tolerancia a esperar y un hambre de tener éxito de manera rápida, y entonces cuando encontramos algo así de fácil, podemos decir “exacto!, eso es lo mío”

¿Pero qué hay detrás de ésta actitud?

Apatía

Sin duda hay habilidades que nos son innatas que pueden estar relacionadas con nuestra familia (perfiles, actividades, tradiciones), cultura en la que hemos crecido y nos hemos desarrollado, el entorno mismo en el que vivimos.

Pero ¿qué es una habilidad?, es algo que aprendes a hacer y entre más lo haces mejor te sale su ejecución. Hay aprendizajes que demandan más o menos tiempos de aprendizaje y dominio, pero sin duda depende de la ejecución de la misma actividad.

¿Eres tu prioridad o sólo estás siendo egoísta?

¿Pero será cierto que hay cosas que demanden CERO talento? Revisemos una lista que propone 10 cosas que demandan cero talento y veamos si es real:

1.- SER PUNTUAL. El serlo o no es un tema aprendido, de tu primer entorno social y a una edad en donde ya involucra cierta conciencia del “tiempo”, pero el ser puntual requiere también habilidades de planeación, previsión, lo cual se aprende y después se replica

2.- SER ÉTICO. Una forma de gestionar que sin duda es aprendida y después a conciencia replicada, pero el serlo o no puede tener consecuencias legales ¿se necesita talento para esto o es un tema de conciencia?...

3.- Tener la cultura del ESFUERZO. Es algo parecido a ser ético, pero la diferencia es que nadie va a la cárcel por no poner esmero en sus actividades y esforzarse al máximo en la ejecución de sus actividades, pero SI hay una reprimenda, es nuestra propia conciencia que nos puede recriminar el no haber dado el máximo esfuerzo, sabiendo que lo pudimos haber dado.

4.- LENGUAJE CORPORAL. El poder controlar y administrar tu lenguaje corporal es algo que se tiene por dado, el tener manos sudorosas o no por nervios, la capacidad de ver a los ojos a las otras personas y mantener la mirada fija en el otro mientras se habla con él, son cosas que se van aprendiendo y depende del carácter de cada uno, mostrar habilidad para controlarlo o no.

5.- ENERGÍA. El nivel de energía de una persona, es algo que no se puede medir pero se nota, a través de la forma en la que se desenvuelve, esto desde los niños podemos verlo, niños con una muy alta energía y capacidad de movimiento y otros que pareciera que les faltó que se les cargara la pila. No es un tema de edad, sino de personalidad. La energía es como la electricidad en una persona, se tiene o no.

¿Por qué nos cuesta tanto adoptar buenos hábitos?

6.- ACTITUD. Es la base de cualquier habilidad que tengas o quieras desarrollar, es la diferencia entre el éxito y fracaso, ser feliz o infeliz, entendiendo que si vivimos en un mundo dual, una BUENA actitud será el impulso para superar prácticamente todo.

7.- PASIÓN. El tener pasión es encontrar el “enchufe” a la eterna energía para seguir adelante, haciendo la diferencia en lo que se tiene y puede llegar a ser tan potente su efecto que hasta puede ser contagiosa.

8.- DISPONIBLIDAD PARA SER GUIADO (ser “coacheado”). Esto se nota desde edades tempranas, estudios dicen que antes de los 5 años de edad, aprendemos las formas para socializar y relacionarnos de manera exitosa para contribuir a nuestra sociedad, sobre todo desarrollar la habilidad de adaptarse al cambio y modificar conductas ante una sugerencia de alguien más o de manera individual al ver los cambios que se necesitan en el entorno.

9.- DAR EL “EXTRA”. Pudiera ser una mezcla entre ser ético y pasión, porque cómo saber en dónde comienza o termina tu jornada de trabajo o tu interacción o participación. Este punto es SIEMPRE visto y puede hacer la diferencia entre la generalidad de la población.

10.- ESTAR PREPARADO. Esta característica implica la capacidad de ver a futuro, tener un plan B, no estar “sólo lo suficientemente preparado” sino, ver diferentes ángulos de una situación y/o puntos de vista. Poder responder de manera concreta no improvisada.

Si hiciéramos un análisis de todas estos puntos ¿habría un común denominador?, ¿cuál sería la llave maestra de encontrar este secreto de ejecutar con cero talento?....

Conciencia de cómo y por qué se está ejecutando de cierta forma, tener la valentía de reconocer si lo que se está haciendo es lo que se quiere pero sobre todo si se está dando todo el potencial en lo que se está haciendo.

¿Qué puede ser lo que nos frene ante cualquier de ésta situaciones?, la apatía, dejadez de ánimo, pero ¿quién controla nuestro ánimo?... pues cada quien, cada uno de nosotros…entonces ¿en quién está la posibilidad del cambio?.... EN CADA UNO DE NOSOTROS.

Cargando