¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

¿Qué onda con la gastritis, colitis después del shock?

Síntomas y tipos de colitis que puedes estar teniendo luego del sismo

Ana Teresa Abreu, gastroenteróloga clínica certificada con posgrado de alta especialidad en gastrofisiología por el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán, nos contará qué podemos hacer con estos problemas estomacales resultado de lo sucedido el pasado sismo.

¿Qué es la gastritis nerviosa?

La gastritis nerviosa, también conocida como gastritis emocional, es una patología que se caracteriza por una inflamación de la mucosa que recubre el estómago. La peculiaridad de este tipo de gastritis son sus causas, que están relacionadas con cuestiones de estrés, tensión nerviosa y emocional, a diferencia de otras variantes, relacionadas con la presencia de bacterias en el estómago.

La gastritis nerviosa puede ser aguda o crónica. La gastritis aguda suele ser la consecuencia de un shock emocional importante que nos afecta directamente al estómago.

5 Síntomas para reconocer la gastritis nerviosa

1.- Al no trabajar bien el estómago su mucosa se inflama, por lo que puedes llegar a tener náuseas y vómitos.

2.- Dolores fuertes en la parte superior del vientre o el abdomen.

3.- También es posible que tengas gases o eructos.

4.- Reflujo que no es otra cosa que el esófago irritado, lo que causa una acidez gástrica, provocando una sensación de ardor en la garganta.

5.- Inflamación en la parte superior del abdomen después de comer.

La importancia de las redes ante una emergencia

¿Cómo interactúan cerebro y estomago?

- A nivel molecular esta interacción es increíblemente compleja.

- El tubo digestivo contiene más de 100 millones de neuronas distribuidas en un sistema nervioso propio: el sistema nervioso entérico, que secretan las mismas sustancias que las que se encuentran en nuestro sistema nervioso central.

- Existen vías nerviosas que conectan específicamente las áreas cerebrales relacionadas con nuestras emociones y pensamientos:

El sistema inmune

El sistema endócrino

El sistema nervioso entérico entre sí

- Cuando la función en esta conexión se ve perturbada, empezamos con síntomas gastrointestinales e, incluso, emocionales.

- La llegada de comida al estómago hace que se liberen al torrente sanguíneo numerosas hormonas.

Colitis nerviosa

La colitis es un proceso inflamatorio del intestino, también conocido como síndrome del intestino irritable. Este afecta la manera en la que los intestinos funcionan. Pertenece al grupo de enfermedades inflamatorias intestinales, como la enfermedad de Chron. Por lo general, este trastorno digestivo es más problemático que peligroso, siempre que se trate convenientemente

Causas de la colitis nerviosa

El estrés y los malos hábitos alimenticios pueden desencadenar los síntomas, pero las causas de la colitis nerviosa van más allá, y es el médico el que te puede aconsejar.

Señales de alerta que tu hijo no la está pasando bien

Tipos de colitis

- Colitis ulcerosa: Es una enfermedad de tipo crónico que se caracteriza por la inflamación y presencia de heridas o úlceras en la pared interior del colon.

- Colitis tóxica: Es una complicación grave de colitis ulcerosa.

- Colitis asociada al uso de medicamentos: El consumo de ciertas sustancias (vitamina C, suplementos de hierro, antiinflamatorios no esteroides como el ácido acetilsalicílico, y antibióticos, entre otros) puede generar irritación del colon.

- Colitis hemorrágica: Ocasionada por la bacteria Escherichia Coli.

- Colitis nerviosa: Puede aparecer cuando se viven situaciones de estrés y nerviosismo con frecuencia.

- Colitis granulomatosa: Se debe a un padecimiento autoinmune conocido como enfermedad de Crohn o enteritis regional.

Síntomas de colitis nerviosa

Los síntomas de la colitis nerviosa van desde relativamente leves a bastante graves, y son los siguientes: diarrea, fiebre, dolor rectal, pérdida de peso, sonidos generados fruto del tránsito intestinal (lo que comúnmente llamamos sonar la tripa o el estómago), sabor desagradable en la parte posterior de la boca, sangre y pus en las heces, gases intestinales, dolor abdominal y cólicos. A medida que va siendo más intenso este trastorno, la persona puede sufrir un intenso dolor en el abdomen.

Tratamiento de la colitis nerviosa

- Los médicos instan a sus pacientes a realizar cambios en su estilo de vida; normalmente, reducción del estrés y modificaciones en la dieta.

- Para combatir el estrés que causa la colitis, el médico puede sugerirte desde técnicas de relajación o terapia hasta la ingesta de antidepresivos.

- Con respecto a la dieta, debes ingerir gran cantidad de líquidos para reponer los que has perdido, así como mantener una dieta blanda basada en vegetales, frutas, jugos y carnes blancas. Es importante que no comas vegetales crudos, carnes rojas, legumbres, patatas fritas, mayonesa, aceite, salsas picantes, condimentos, bebidas alcohólicas, café, chocolate y lácteos.

Cargando