Calma; comer rápido tiene sus implicaciones

Estas son las implicaciones cuando comes rápido y tu cerebro no diferencia de hambre y saciedad y confunde al estómago, al intestino y al cerebro

Si eres de los que corren para comer, comen en el escritorio o "come mientras trabaja" estás en un grave error que puede dañar tu salud, entérate por qué.

Cuando comes rápido, no le das tiempo a las hormonas producidas en el estomago para enviar las señales al cerebro de que ya te llenaste, por lo que puede provocar que comas más de lo debido.

De acuerdo con información de la UNAM, nos explica que ocurre con nuestro organismo si no comemos a tiempo y después comemos velozmente.

En ocasiones el estilo de vida, trabajo o estrés laboral no nos permite tener un horario fijo para alimentarnos de manera tranquila o creemos que por acabar más rápido de comer es mejor, porque atendemos nuestras ocupaciones laborales, cuando en realidad lo que estamos haciendo es descuidar nuestra salud.

Mariana Isabel Valdés Moreno, jefa de la carrera de Nutriología de la Facultad de Estudios Superiores (FES), plantel Zaragoza de la UNAM, explicó a UNAM Global las consecuencias de que hagamos eso:

1. No le das tiempo a las hormonas producidas en el estómago para enviar señales al cerebro de que ya es suficiente lo que comiste.

2. En la mayoría de las veces, puede seguir comiendo sin sentir la sensación de saciedad.

3. Esto se llama señalización del hambre y saciedad entre el estómago, el intestino y el cerebro.

Ahora bien, cuando tenemos mucha hambre no somos capaces de decidir objetivamente, por lo que comemos lo primero que vemos y no así lo más sano.

Comer rápido aumenta cinco veces el riesgo del llamado síndrome metabólico, causando enfermedades como obesidad, presión alta y niveles elevados de colesterol.

RECOMENDACIONES PARA COMER BIEN

La doctora Mariana Valdés recomienda realizar tres comidas al día, además de dos colaciones.

También es importante dejar pasar 4 horas entre cada comida de espacio para que permitas a tu organismo usar las reservas de energía acumuladas.

Cargando