@WRADIOMEXICO

¿Por qué los niños crecen más en vacaciones?

Es recomendable que tres horas antes estén alejados del celular, de la televisión y todo aquello que tenga pantalla.

Los niños han comenzado su periodo vacacional y para que esté sea aprovechado y sano es recomendable que tres horas antes de dormir estén alejados del celular, de la televisión, de los videojuegos y todo aquello que tenga pantalla.

Rafael Santana Miranda, médico de la Clínica de Trastornos del Sueño de la Facultad de Medicina (FM) de la UNAM, en el Hospital General de México, dijo que las vacaciones son un periodo especial y necesario. En algún momento todos hemos escuchado decir "Su hijo creció en las vacaciones", y no es que sea un mito, es verdad porque duermen más, no se tienen que levantar temprano y entonces provoca que la hormona del crecimiento se libere.

Sabemos que el sueño es fundamental para la humanidad, pero se vive en una sociedad restringida del sueño: los adultos dormimos cada vez menos y nuestros hijos no lo hacen las horas que requieren de acuerdo a su edad y eso se refleja en su crecimiento y desarrollo, alertó.

Es importante que se respeten las horas de sueño de los niños, no es malo que duerman más tiempo posteriormente se adaptaran de nuevo al horario escolar, por ello también es necesario vigilar que los niños se acuesten temprano porque no hay medicamento o terapia que logre los efectos que tiene el dormir.

El no descansar es la base de trastornos metabólicos, cardiovasculares, de bajo rendimiento y falta de crecimiento.

El doctor recalcó que se ocupa el primer lugar global en obesidad infantil y tiene que ver directamente con falta de sueño: cuando se duerme poco y mal se activa el área del apetito en el cerebro, con predilección por los carbohidratos.

También te puede interesar: ¿Te has preguntado a qué se debe el “mal del puerco”?

Por otra parte los adolescentes suelen tener su ciclo circadiano trastornado, ya que tienen fase retrasada de sueño porque se acuestan muy tarde, en ocasiones en la madrugada y se roban horas de descanso por estar atentos al celular.

Cabe resaltar que conforme uno crece hay cambios y necesidades diferentes por eso los recién nacidos duermen entre 16 y 18 horas, los niños en edad escolar (entre 6 y 12 años) deben dormir 10 horas, los adolescentes nueve y los adultos ocho horas.

Cargando