Advierte Conapred sobre persistencia de despidos de mujeres embarazadas

El despido es una conducta discriminatoria.

El despido por embarazo es una conducta ilegal que afecta a mujeres de todas las condiciones sociales, y que se basa en prejuicios y estereotipos falsos sobre las capacidades y el compromiso laboral de quienes tendrán una hija o un hijo.

Además, es una conducta discriminatoria que tiene consecuencias graves para la sociedad, ya que es una vulneración a los derechos laborales, a la seguridad social y a una vida libre de violencia de las mujeres. También daña el ingreso en hogares y las oportunidades en las familias.

El Conapred resalta que celebrar el 10 de mayo a las mujeres que son madres también significa respetar los derechos de quienes deciden tener hijas o hijos.

Por ello, hace un llamado a quienes conducen los centros de trabajo públicos y privados en el país para que den cumplimiento a las leyes no discriminatorias y se sumen a la construcción de un México incluyente tomando en cuenta las siguientes medidas:

• Abstenerse absolutamente de solicitar pruebas de embarazo para decidir sobre contrataciones y ascensos.

• No preguntar a las candidatas si están embarazadas durante las entrevistas laborales ni en las solicitudes de contratación.

• Prevenir y sancionar de manera estricta el acoso laboral hacia mujeres embarazadas.

• Ofrecer y promover que los hombres tomen licencias de paternidad, para que sean corresponsables de cuidado de sus hijas e hijos.

• Proteger a las mujeres embarazadas de condiciones insalubres o peligrosas para la gestación, como levantar y empujar objetos pesados o estar de pie durante mucho tiempo.

El consejo señala que cualquier acto de discriminación puede ser denunciado en el número telefónico 5262-1490 y del interior del país al 800 543 0033. Asimismo, en el correo electrónico quejas@conapred.org.mx o en la página web www.conapred.org.mx

Cargando