Usuaria de Uber escapa de presunto secuestro; "estaba pensando aventarme"

El presunto secuestrador podría estar detenido pero Katsuko se ha topado con trabas en su denuncia

Katsuko, una joven de 20 años, solicitó un taxi a la plataforma de Uber para regresar a casa más segura, pero su viaje fue un infierno.

La usuaria de la plataforma denunció en Facebook que fue víctima de un presunto secuestro en la Ciudad de México el martes 26 de septiembre cerca de las 10 de la noche.

Cuidado; conoce las colonias de la CDMX más peligrosas para tomar taxi

“Salí del lugar donde trabajo, eran las 10 de la noche y estaba cansada por lo que decidí tomar un UBER, caminar hacia el metro entre calles poco alumbradas y sin ningún transeúnte me parecía peligroso”, denunció en una publicación de la red social.

Ella compartió el viaje con su novio. “Siempre tenemos códigos de seguridad cuando tomo un viaje sola”, refirió.

También verificó que la foto del chofer coincidiera con la del chofer; se sentó atrás del conductor pues “así es más difícil cualquier tipo de ataque”, detalló; revisó que la puerta no estuviera bloqueada, aunque descubrió que la puerta sí lo estaba. Además notó que el conductor usaba guantes de piel.

El presunto secuestrador le hizo algunos cuestionamientos, pero pronto la conversación se salió de lo común. “Me preguntó ¿Por qué tan solita? Y él mismo respondió: Ya no vas a estarlo.”

El chofer había cambiado los guantes de piel por unos de látex y se salió de la ruta acelerando el auto.

“En lugar de irse por la lateral de Churubusco para tomar Eje Central, avanzó a gran velocidad sobre esa avenida, iba muy rápido, le marqué a mi novio y escuchó cómo le gritaba desesperadamente al conductor que me bajara ahí, a lo que él hizo caso omiso y solamente aceleró. Yo estaba pensando aventarme del auto, aunque me atropellaran, y si no podía escapar planeaba quitar el respaldo del auto para usarlo como arma.”

Las colonias de la CDMX más peligrosas para mujeres por casos de violación

Afortunadamente pudo escapar cuando el taxi de la plataforma frenó en seco a causa de un auto que se le atravesó. Ella salió del auto y corrió entre las calles para encontrar a gente que la pudiera auxiliar.

“El acoso cotidiano en las calles y en el transporte público me ha servido de entrenamiento, cada vez he enfrentado a mis agresores con más rabia, desde que tenía 12 años he sabido lo que es estar en peligro constante en una ciudad como la nuestra, he tomado medidas de seguridad, he aprendido a estar alerta en todo momento”, contó Katsuko.

El laberinto de la denuncia

El presunto secuestrador podría estar detenido. Así lo ha informado el hermano de Katsuko en Twitter, sin embargo la joven ha tropezado con obstáculos al presentar su denuncia.

Al día siguiente un fiscal de la alcaldía Benito Juárez la contactó indicándole que el presunto secuestrador estaba detenido por otro delito. Tras enviarle una foto para identificarlo, ella acudió a presentar la denuncia.

Sin embargo al asentar la carpeta de investigación por intento de secuestro no se registró que había un probable responsable bajo arresto.

Así mismo la enviaron a la Fiscalía Antisecuestro y le comentaron que el presunto secuestrador estaría detenido por 48 horas.

“Al llegar a la Fiscalía Antisecuestro, a mis hermanas le dijeron que no tenían nada que hacer ahí, puesto que la carpeta de investigación se abrió en la alcaldía Benito Juárez, y no en la alcaldía Azcapotzalco”, relató Ángel, hermano de Katsuko.

Sale a celebrar cumpleaños y taxista abusa de ella en la CDMX

Así mismo refirió que funcionarios de la Fiscalía “le aseguraron a mis hermanas que tenían comunicación con la gente de Uber y les pedirían la ruta que siguió el conductor, a fin de corroborar la denuncia de mi hermana. Sin embargo, los agentes agregaron que no había nada que imputarle al presunto secuestrador y solo podrían procesarlo si hubiese cambiado ‘drásticamente de ruta’”.

Este jueves se solicitaría a las autoridades de la alcaldía Benito Juárez el motivo por el que fue arrestado el chofer de Uber.

Tras más de 6 horas en el proceso de presentar la denuncia, Ángel informó: “mis hermanas salieron de la Fiscalía Antisecuestro, con un nudo en la garganta al no saber qué pasará con la persona que trató de secuestrar a una de ellas.”

Cargando