Estudiantes mexicanos logran convertir agua en combustible

Su prototipo generador de hidrógeno podría alimentar estufas en sustitución del gas natural

Estudiantes del Instituto Politécnico Nacional se convirtieron en el Rey Midas de la energía renovable. Aunque ellos no convierten en oro lo que tocan, consiguieron transformar agua en combustible.

Alejandro Cortez, Gerardo Aarón Cabañas y Alejandro Cercas desarrollaron un prototipo que genera hidrógeno capaz de transformar el agua en combustible.

De acuerdo con los estudiantes de la carrera de Mantenimiento Industrial, este dispositivo podría alimentar las estufas sustituyendo al gas natural. También tendría la capacidad de reemplazar la soldadura de oxiacetileno, la cual es muy contaminante.

La electrólisis es la clave

Todo el funcionamiento de su dispositivo se basa en la electrólisis. Ésta es un proceso químico que consiste en romper el enlace de las moléculas de hidrógeno y oxígeno a través de una carga eléctrica. El resultado es la obtención de combustible en estado gaseoso.

Chiapaneca gana medalla de oro en la Olimpiada Mexicana de Matemáticas

El prototipo está armado con dos acrílicos que protegen una celda, un depósito de agua, ocho placas de acero inoxidable y un burbujeador para limpiar el combustible.

En la H está el futuro

Los tres estudiantes del IPN ven que su dispositivo puede llegar más lejos; pues también podría aplicarse en la creación de baterías de combustible para electrónicos.

Bajo el lema “en la H está el futuro” esperan ampliar el alcance de su generador de combustible a partir de agua.

“Lo único que tendríamos que hacer es rellenar un pequeño tanque con agua para generar el hidrógeno y con el oxígeno del medio ambiente empezaría a generar electricidad sin tener que esperar a que se recargue la batería”, explicaron los jóvenes científicos.

Cargando