¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

@WRADIOMEXICO

El peligro al que te expones si tapas tu "webcam"

El eslabón más débil en nuestras conexiones no son nuestros ordenadores ni teléfonos móviles

En 2018 ha vuelto la estafa de la webcam, ya que extorsionaron a varios lectores de la revista The Register. Se les grabo un video desde su cámara web donde ellos veían material pornográfico desde su ordenador. Les hicieron llegar un mensaje a su correo electrónico donde los amenazaban con difundir dicho video si no hacían llegar varios miles de pesos. Para que la extorsión fuera creíble los piratas cibernéticos presentaron una contraseña a cada usuario, la cual era real.

 Pero, no se sabia en realidad si los estafadores contaban con los videos.

El sitio web británico recomendó a todos sus lectores no hacer caso a estos correos electrónicos. "No entres en pánico, no pagues. Es muy improbable que exista ese vídeo. Cambia tu contraseña y plantéate a partir de ahora usar autenticación de doble factor y un gestor de contraseñas, para mantener seguras tus cuentas". La mayoría de los problemas de los usuarios es que utilizaban contraseñas débiles que eran fácil de adquirir.

Desde 2013 está circulando InvisiMole, un nuevo y potente malware se camufla con un archivo del sistema Windows es así como toma el control de la cámara web y del micrófono del usuario, para después apropiarse de información personal y documentos. El programa había permanecido bajo el radar de los antivirus porque utiliza para técnicas para evitar su detección donde solo ha sido usado contra un pequeño número de víctimas muy escogidas, en Rusia y Ucrania, asi dijo Zuzana Hromcová, analista en ESET.

Este programa es una herramienta de ciberespionaje que es utilizada por el FBI. Otros estudios demostraron también que es posible infectar un ordenador y grabar con su webcam sin que encienda la luz que alerta al usuario.

El verdadero objetivo de los hackers no es tu webcam

El eslabón más débil en nuestras redes no son nuestros ordenadores ni teléfonos móviles, son nuestros objetos conectados. Para los Hackers todos esos objetos conectados son mucho más fáciles que la cámara web.

Tapar la webcam genera una falsa sensación de seguridad, por lo que ese estado es peligroso. Los usuarios tienden a descuidar los candados de privacidad en otros objetos conectados a internet.

También te puede interesar: Nuevas sanciones para los "hackers" en México

Europol destaca el temor de que el próximo gran ataque de este tipo pueda provocar una parálisis global de Internet. Y también señala como gran preocupación la persistente amenaza de los ransomware, los programas malignos que piden un rescate para desbloquear el sistema informático que han infectado. Uno de ellos, Wannacry, impidió en 2017 que miles y miles de personas pudieran acceder a servicios básicos como la luz eléctrica (en España) y la sanidad (en Reino Unido).

Tomar medidas de precaución

En California se acaba de aprobar la primera ley sobre la seguridad de los objetos inteligentes, que obliga a todos los fabricantes nuevas medidas de seguridad y no solo de privacidad. Esto será a partir del 1 enero de 2020.

Expertos recomiendan a los usuarios que sean exigentes con los dispositivos que conectan en sus hogares, que usen gestores de contraseñas y que refuercen la seguridad de sus redes domésticas.

Cargando