Conoce ‘La Puerta del Infierno’, el cráter que no deja de arder

El pozo se encuentra en Turkmenistán desde 1971 causado por un accidente

Por: Alejandra Corona

Parece ser que el infierno sí existe, pues en medio del desierto de Karakum, Turkmenistán, existe un agujero en llamas que lleva el nombre de “El Pozo de Darvaza”, mejor conocido como “La Puerta del Infierno”, un cráter que no ha dejado de arder desde hace 50 años.

Su origen se remonta a un accidente que ocurrió en 1971, cuando un grupo de geólogos soviéticos pensó haber localizado un yacimiento de gas natural. Sin embargo, al comenzar las investigaciones, la tierra se abrió y se tragó todo a su paso, desde la maquinaria de trabajo, hasta tiendas de campaña.

Lo que en realidad descubrieron fue una cueva subterránea colmada de gas natural y, con el temor de que escaparan gases peligrosos, los geólogos decidieron prenderle fuego pensando que se apagaría en unos días, pero no fue así.

Desde entonces, el pozo de 69 metros de diámetro y 30 de profundidad arde sin cesar y se ha convertido en una gran atracción turística.

Cargando