El Techo de Cristal, miles de mujeres atrapadas

Las damas se ven impedidas a alcanzar los niveles jerárquicos más altos en el mundo de los negocios y la política por causas de género

Por Verónica MéndezMéxico.- El término «techo de cristal», apareció por primera vez en 1986 en los Estados Unidos y se ha considerado como las barreras invisibles a las que se ven expuestas las mujeres trabajadoras altamente calificadas

Este techo de cristal impiden a las mujeres alcanzar los niveles jerárquicos más altos en el mundo de los negocios y la política independientemente de su preparación, sus logros y sus méritos

El famoso 'techo de cristal' parece invisible, pero las estadísticas demuestran que sí existe. La Organización Internacional del Trabajo (OIT) señaló que, en la última década, la ocupación femenina en América Latina creció del 42.1 al 47.1 por ciento

Sin embargo también se señala que las mujeres sólo desempeñan del 1 al 3 por ciento de los máximos puestos ejecutivos en las mayores empresas del mundo. Además sólo 8 países tienen como jefa de estado una mujer

Las mujeres constituyen el 13 por ciento de los parlamentarios del mundo; y 21 países cuentan con una mujer desempeñando la vicepresidencia o segunda magistratura del Estado

Aunque las mujeres representan casi el 40 por ciento de los miembros de las organizaciones sindicales, sólo son mujeres el 1 por ciento de los dirigentes de los sindicatos

La diferencia salarial llega a ser de un 10 a un 30 por ciento en detrimento de las mujeres, incluso en los países que están más avanzados en términos de igualdad de género

Además las mujeres trabajan más que los hombres en casi todos los países y que son ellas quienes siguen realizando la mayor parte del trabajo no retribuido

El techo de cristal sigue latente y le impide a miles de mujeres en el mundo alcanzar las metas profesionales para las que está plenamente preparada. Su carácter de invisibilidad viene dado por el hecho de que no existen normas ni códigos visibles que le impongan esta limitación, pero el llamado también 'suelo pegajoso' mantiene a muchas mujeres atrapadas, sin a veces ser del todo conscientes de ello

De acuerdo con los sociólogos, las causas de este estancamiento proceden muchas veces de los prejuicios empresariales sobre la capacidad de la mujer para desempeñar puestos de responsabilidad, así como sobre su disponibilidad laboral ligada a la maternidad y a las responsabilidades familiares, actividades que suelen coincidir con la promoción profesional

 

Cargando