Buscará Rick Perry candidatura republicana a la Presidencia de EU

Así lo anunció en el marco de un discurso ante simpatizantes de su partido en Carolina del Sur

EU.- El gobernador de Texas, Rick Perry, anunció hoy que buscará la candidatura republicana a la Presidencia de Estados Unidos, en el marco de un discurso ante simpatizantes de su partido en Carolina del Sur

'Les declaró hoy aquí que soy (pre) candidato a la Presidencia de Estados Unidos', dijo Perry en medio de las aclamaciones de unos 700 activistas conservadores del Partido Republicano congregados enel Hotel Francis Marion en Charleston. Durante su discurso, el gobernador texano realizó fuertes críticas a la administración del presidente Barack Obama y prometió devolver el gobierno a la gente

El ingreso de Perry a la campaña por la Presidencia amenaza con sacudir la fila de aspirantes republicanos a la Casa Blanca, al colocarse de inmediato entre los que tienen mayores posibilidades de ser electos en la primaria de ese partido en marzo próximo

El anuncio de las aspiraciones de Perry fue programado para coincidir con la divulgación de los resultados del sondeo Ames, que se efectúa cada cuatro años en Iowa, al inicio de la campaña para las elecciones primarias republicanas y que suele impulsar al candidato que encabece las preferencias

Perry, de 61 años, no fue incluido en la encuesta Ames por no haber formalizado su candidatura hasta este sábado, pero el hecho de hacer el anuncio el mismo día de los resultados del sondeo, disminuirá los beneficios que pudiera obtener el candidato ganador de la muestra

La precandidatura de Perry viene también a dar una figura líder a los votantes conservadores del Partido del Té, un movimiento ideológico en crecimiento cuyo apoyo podría ser decisivo para obtener la nominación republicana a la Presidencia

En su primer discurso como aspirante a la candidatura republicana a la Presidencia, Perry buscó cortejar a estos votantes, delineando un gobierno conservador en caso de llegar a la Casa Blanca

Perry se comprometió a derogar la reforma al sistema de salud de Obama, equilibrar el presupuesto sin aumentar los impuestos, cerrar la frontera al tráfico de drogas e inmigración ilegal y aplicar una política exterior más fuerte, especialmente en el Medio Oriente

El gobernador de Texas afirmó que la economía es la necesidad más urgente del país, por lo que de ocupar la Casa Blanca trabajará para sanear las finanzas de la nación, teniendo como meta frenar el 'robo generacional' del endeudamiento público récord

Destacó los resultados de su administración en Texas, al señalar que se han creado el 40 por ciento de los nuevos empleos de Estados Unidos en los últimos dos años, a pesar de ser una entidad con apenas el 10 por ciento de la población del país

'Hemos liderado a Texas basado en algunos principios muy simples (...) Uno: no gastar todo el dinero. Dos: mantener los impuestos bajos y bajo control. Tres: tener un clima regulador que sea justo y pronosticable, y cuatro: reformar el sistema legal', sostuvo

'Vine a Carolina del Sur porque no puedo aceptar el camino que está siguiendo nuestro país', dijo, al agregar que 'una nación renovada necesita de un nuevo presidente'

El aspirante a la nominación republicana indicó que uno de los primeros pasos de su plan para hacer que Estados Unidos funcione de nuevo es 'darles la notificación de despido a los actuales residentes de la Casa Blanca'

La frase sirvió para dar inicio a una larga lista de críticas a la administración Obama. 'Estados Unidos no está roto, Washington DC es el que está roto', afirmó ante los vítores de los asistentes al evento

'No necesitamos un presidente que se disculpe por Estados Unidos', dijo Perry al cuestionar la actual política exterior de Obama

'El presidente ha insultado a nuestros amigos, incluyendo a Israel, nuestro mejor amigo en el Medio Oriente', acotó Perry al mencionar que Obama ha criticado la delimitación de la frontera israelí en algunos territorios

'En vez de ocuparse de las fronteras de otra nación, debería ocuparse de asegurar nuestra propia frontera', señaló Perry al recordar una de sus demandas como gobernador de Texas: el aumento de la vigilancia a lo largo de la frontera con México

El gobernador buscó en su discurso posicionarse como figura política nacional al expresar: 'soy texano y estoy orgulloso de serlo, pero primero y más importante que todo, soy un estadunidense increíblemente orgulloso de serlo'

Perry trabajó a lo largo de los últimos meses en el lanzamiento de su campaña, impulsando su imagen con frecuentes viajes fuera de Texas para promover su libro: 'Basta a la Federación: Nuestra lucha para salvar a Estados Unidos de Washington'

El gobernador también se reunió con potenciales donantes de varias entidades para sondear las posibilidades de financiar una campaña a nivel nacional, y cada vez ha incluido con mayor frecuencia los temas nacionales en su discurso

 

Cargando