CON MARTHA DEBAYLE

Música, hipnosis y emociones

El efecto de la música entra los sentimientos y las emociones, desde el momento que empiezas a escucharla

En cabina platicamos con:

El compositor de bandas sonoras Alfonso Aguilar, director de orquesta, productor musical y emprendedor tecnológico. Ha trabajado para producciones como "Money", "Todos los caminos llevan a Roma", etc. Actualmente, está desarrollando la banda sonora de la apuesta de Netflix por el cine de animación: Klaus. Es especialista en neurociencia aplicada a la música. Fundador de la empresa Sounditi, especializada en audiobranding e inteligencia artificial.(TW:@alfonsofilm // aguilaralfonso.com)

También con el CEO Carlos Perezcano, presidente del Corporativo Sangreal que reúne más de una decena de empresas dentro del mundo de la comunicación, producción, finanzas, consultoría y música.

¿De qué va Sounditi?

Es una compañía de audiobranding que usa Inteligencia Artificial (IA) y la neurociencia para desarrollar la identidad sonora de marcas y empresas.

Es una modalidad que está acaparando el nuevo estilo de marketing.

No se trata de crear simple música o composiciones.

Es una fórmula GARANTIZADA para transmitir emociones y lograr una conexión real entre las empresas y sus públicos internos y externos.

¿Cómo lo hacen?

Sounditi usa el modelo de Inteligencia Artificial para entrevistar a usuarios, clientes y directivos de las empresas para asociar los valores de marca a sonidos y atributos musicales.

De esta forma obtienen un briefing con el que se compone una identidad sonora de la marca, que está alineada con sus propios valores para transmitirlos.

Como un último filtro en la composición se recurre a la neurociencia.

De esta forma se garantiza que cada sonido que vaya a transmitir la marca o la empresa, generará la emoción deseada en el cliente y, por tanto, tendrá el impacto deseado.

El proceso creativo y la composición musical se hace en los Estudios Abbey Road Londres, donde han grabado a Queen o The Beatles.

Además, la London Symphony Orchestra es la elegida para convertir en música las partituras escritas por Alfonso.

¿Qué onda con el audiobranding y la neurociencia?

Las marcas se están dando cuenta de que se pueden codificar emociones a través del sonido

La música y el audiobranding han llegado para ayudar a las marcas a completarse y así alcanzar todo el espectro que un consumidor puede percibir con sus sentidos.

El audio acabará definiendo una marca de la misma manera que la define hoy un logo.

La neurociencia permite medir y cuantificar el nivel de atención y emoción que genera un mensaje.

La neurociencia ayuda a buscar las correlaciones entre las percepciones y los sentimientos y las emociones que queremos transmitir.

Para conseguirlo, se utilizan diversas tecnologías de imagen cerebral o de seguimiento ocular que capturan la reacción emocional que provoca un estímulo en nuestro cerebro. En este caso, la música.

¿Por qué es tan potente el efecto de la música en los sentimientos y las emociones?

Básicamente, cuando estamos haciendo algo tenemos el consciente distraído y lo que nos dice lo que tenemos que hacer y sentir es la música o el audio.

La música nos entra sin filtro directamente al cerebro, característica que la hace especialmente potente ya que incluso en algunas ocasiones hasta consigue ponernos la piel de gallina.No nos damos cuenta pero está sonando y está transmitiendo y lo que suena lo recibimos por un sentido muy accesible como es el oído; transformando la experiencia en una sensación completamente diferente.

La música influye en la forma en la que recibimos los mensajes mejorando la experiencia y potenciándola a través de otros sentidos.

Los efectos del sonido

El sonido en los anuncios publicitarios tiene varios efectos:

Fisiológico: Los sonidos suaves nos hacen relajarnos, mientras que los repentinos ponen a nuestro cerebro en alerta.

Psicológico: Afecta enormemente a nuestro estado de ánimo.

Conductual: Tendemos a sentirnos atraídos por los sonidos placenteros y a alejarnos de los desagradables.

Laboral: Los sonidos de fondo pueden incrementar o reducir nuestra productividad, y debemos buscar los que más se acoplen a la tarea que desempeñemos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Cargando