¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

10 calles y avenidas más accidentadas de la CDMX

Un estudio permitió el análisis de estas vialidades en una de las urbes más complicadas del mundo

Tal vez a estas alturas ya estés acostumbrado al sonido del claxon, humo de los moles y puede que hasta los accidentes viales. Desde el típico 'llegue' que te da aquel despistado que venía viendo el celular, hasta aparatosos accidentes que pudieron haberse evitado.

Como todas las cosas, hay quienes se llevan la corona, y en el caso de los accidentes viales, hay 10 calles y avenidas que se distinguen del resto por ser las más accidentadas de la ciudad.

Según un reporte de Sin Tráfico, sitúa avenidas como Revolución, Viaducto e Insurgentes Sur como las más accidentadas en la capital, o como dicen por ahí, 'las calles de la amargura'.

Sin embargo, la vialidad que encabeza dicha esta lista es el Eje 6 Sur con un promedio de 19 accidentes por kilómetro de extensión, los cuales se han registrado durante el primer semestre de 2017.

El tramo correspondiente entre Zapotla y Javier Rojo Gómez es considerado como el más peligroso para peatones, ciclistas, usuarios de transporte público, automovilistas, animales y cualquier cosa u objeto que tenga la desdicha de tener que pasar por esta parte.

Lee: “Él es el único humano que puede sobrevivir a un accidente en auto

La avenida Revolución y el Viaducto Miguel Alemán completan el podio de siniestralidad con más de 12 y 10 accidentes, según datos del reporte. Les sigue de cerca Melchor Ocampo en el tramo que va de Río Roldano y la calzada México-Tacuba, con una tasa que también supera los 10 accidentes por cada kilómetro de distancia recorrida.

Independientemente de que estas calles presenten un gran número de accidentes por el simple hecho de que son de las más transitadas, no se puede ignorar otro factor clave para el estudio: la velocidad.

Y tal vez te preguntes cuál velocidad si llevas media hora atrapado en el tráfico para cruzar un semáforo; sin embargo, son precisamente estos fenómenos los que muchas veces propician los accidentes, pues los embotellamientos suelen hacer que el conductor pierda la paciencia y realice maniobras arriesgadas para salir del embotellamiento.

Por último, el análisis también permitió determinar que entre las ocho y nueve de la noche es el horario en el que se registran más accidentes de tránsito; en términos de meses, enero es en el que se registran más choques; y por día, los lunes y viernes son los que más accidentes suceden.

Cargando