Taylor Swift gana juicio por acoso sexual

No solo significa una victoria para la cantante, sino un mensaje de cero tolerancia e impunidad a las agresiones sexuales

La cantante estadounidense Taylor Swift ganó juicio contra el locutor de radio David Mueller, a quien demandó por acoso sexual luego de haberla tocado de manera inapropiada durante una convivencia previa a un concierto en el 2013.

Sin embargo, Mueller también demandó a la intérprete de “Shake It Off” por daños a su reputación y, por supuesto, de haber perdido su trabajo, por lo que exigía una indemnización de tres millones de dólares.

No obstante, la cantante siguió con su demanda, con la que exigía una compensación económica de un dólar, pues Swift no quería dinero, sino que, a través de su litigio, millones de mujeres que son o fueron víctimas de agresiones sexuales, pudieran sentirse identificadas y alentarlas a por denunciar a sus agresores.

Así, tras un juicio de siete días y en el cual Taylor Swift tuvo que declarar bajo juramento, un juez del condado de Denver, Colorado en Estados Unidos determinó que el locutor era culpable de las acusaciones en su contra, lo que significa una gran victoria para la cantante y, al mismo tiempo, un mensaje de cero tolerancia e impunidad a las agresiones sexuales en el país norteamericano.

"Reconozco que he sido una privilegiada en la vida, en la sociedad y al haber podido afrontar los enormes costos de un juicio como éste, pero mi esperanza es ayudar a las voces que también deberían ser oídas” declaró Swift.

Y es que la cantante también se ha involucrado activamente en diversas causas, desde la lucha contra el abuso infantil, hasta la campaña “Every Woman Counts” para impulsar el voto femenino en las elecciones del 2008.

Cargando