¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Tanatología

El fallecido me engañó

Imagina que un día pierdes a tu pareja y luego, en medio de este dolor, descubres que tenía otra relación ¿tú qué harías?

Al morir nuestra pareja sentimos que se nos ha roto el corazón, que nos cuesta respirar, que estamos llenos de miedo y no sabemos cómo vamos a seguir la vida sin esa persona.

Todo es tristeza y desolación pero no siempre a este gran dolor, hay que sumarle un enorme enojo.

No enojarse es una etapa normal del duelo y la rabia furiosa viene porque descubrimos que el muerto nos engañaba.

Este es el caso de “Laura” que al morir su esposo, pareja sentimental de 21 años en pleno funeral se aparece una mujer vestida de negro, con el rostro desencajado y se presenta ante ella como la novia de “Carlos”. Ya se imaginarán la conmoción que se armó. En ese caso en especial no había otros hijos pero en muchos otros no solo aparece una amante, aparecen tres o cuatro hijos fruto de esa relación. O en el caso de “Pedro” que al morir su esposa de un aneurisma y empezar a guardar sus cosas para donar la ropa y revisar papeles importantes se encontró un atadito con listón rosa, un puño de cartas de amor de un exnovio, pero con fecha de hacía apenas unas semanas.

El precio de ser la ‘otra’

¿Cuáles son los puntos principales de enfrentar en ese duelo? Y sobre todo cómo manejarlo para poder cerrar círculos, perdonar y seguir adelante.

  • Si tenías tus sospechas de que tu esposo-a te engañaba pero nunca lo hablaron la comprobación de esas dudas te llega de la peor manera.
  • Ya no habrá forma de que tu pareja te dé su versión ni explicaciones, y te quedarás solo con la historia de quien de pronto irrumpió en tu vida.
  • Aquí vale la pena analizar por qué se aparece alguien en un funeral si está consiente que su presencia va a ocasionar una gran conmoción.
  • Va a reclamar algunos de sus derechos.
  • Quiere lastimar a la viuda o al viudo según sea el caso y su propio nivel de enojo.
  • Su dolor es genuino y siente la necesidad de verlo por última vez (si así fuera no tiene por qué presentarse como la novia, esposa, amante o concubina) Quien accedió a vivir una relación en silencio debería con dignidad guardar ese mismo silencio hasta el final.
  • Si para nada te imaginabas del engaño el golpe será terrible, se te va a desmoronar a ti y probablemente a tus hijos la imagen de hombre intachable o mujer moral y dedicada a su familia que tenían, lidiar con la mentira en el momento del dolor más agudo del duelo es una combinación muy explosiva.
  • Seguramente al revisar sus cosas empezarás a buscar evidencia de esta otra relación, atar cabos de sucesos pasados, fechas, viajes, ausencias y tu vida puede convertirse en un infierno.
  • Los celos en vida o en muerte son una pasión que arrastra con toda salud emocional.
  • Lo más importante es salir del shock lo antes posible y ponerte funcional y alerta, porque si la otra persona se presentó así es porque algo quiere y tienes que estar lista para pelear, conceder o negociar lo que sea el caso.
  • Cuando la vida te pone de rodillas con un golpe así es una buena posición para rezar pero muy incómoda para pelear .Ponte de pie lo antes posible.
  • El caso es que esto corta tu duelo, el tránsito normal de emociones y etapas se trastoca para dar paso a una furia incontenible. A el gran dolor del desencanto.

¿Qué tanta importancia le das a las pérdidas que tiene tu hijo?

Qué no hacer:

No llegues a casa a romper fotos, destruir recuerdos y tirar cosas, te puedes arrepentir. Porque alguien te haya ocultado una relación eso no convierte automáticamente toda tu relación y los años compartidos en una mentira.

No busques a esa persona para que te llene los huecos de información en la historia, te dará su versión y esa versión seguramente te va a desgarrar el alma.

No lo cuentes a todo el mundo tratando de manchar la imagen de tu pareja fallecida, que haya fallado como esposo o esposa no significa que no haya sido un buen hijo, padre o empleado.

No hagas escenas de telenovela, el dolor cuando se hace público revelando intimidades suele convertirse en chisme en boca de otros y esto es muy doloroso.

Deja a los hijos con su dolor, no les hables mal de su padre o madre fallecida eso nunca se hace ni en el peor de los divorcios mucho menos en el momento de la muerte.

Qué hacer:

Vivir el duelo de manera separada al trabajo de perdón que debes realizar. Son dos trabajos paralelos pero uno no excluye al otro. Si te evades del duelo algún día te saldrá al encuentro. A lo que te resistes persiste.

Decidirte a perdonar no porque con eso lo exoneres de culpa sino porque tú mereces no ir cargando el resto de tu vida ese no perdón. Recordemos que perdonar ( que no es disculpar porque se disculpa al inocente y en este caso es bien culpable) es un regalo para uno mismo no para quien ya se ha ido.

Que el enojo no nuble tu piedad, piensa el terrible infierno en el que se debatía esa persona viviendo una doble vida. Mentir es muy desgastante y sí ya sé que lo último que quieres es decir pobrecito de él pero finalmente este tipo de vida lleva hasta que te de un infarto por la tensión continua de ser descubierto.

Analiza las causas de porque nunca te dijo la verdad y quédate con la versión que te haga sentir menos mal, tú acabas de escribir la historia de este capítulo no deseado en tu vida.


No era una relación importante para él o ella por eso no pensaba decírtelo.

Lo consideraba un error y no quería perderte al confesártelo.

Estaba siendo chantajeado y no sabía como salir de eso, una primera mentira lleva a muchas mentiras más.

Jamás pensó en dejarte porque tú eras su esposa o su esposo y quería seguir compartiendo su vida contigo.

No supo lidiar con sus responsabilidades, es decir: Fue un cobarde

En cualquiera de estos casos lo más importante de recordar es que no vas a permitir que el error de otra persona así haya sido tu esposa por 35 años, te robe la posibilidad de ser feliz en el futuro. No le concedas ese poder a nadie, vivo o muerto. Trabaja tus emociones, cierra círculos y sigue adelante.

Cerrar círculos después de una herida significa:

  • Agradecer
  • Perdona
  • Pedir perdón
  • Decir lo que uno siente
  • Despedirse
  • Hasta que no hayas hecho estas cosas y hayas lidiado con tu dolor y desencanto de frente no estrás listo para continuar tu vida y tu misión que no ha acabado todavía si no el muerto serías tú.

¿Cómo sobrevivir a la pérdida de un hijo?

Historias:

Doña Guadalupe que cada vez que va al panteón a visitar la tumba de su marido encuentra que alguien más fue recientemente y la deja flores frescas en el jarrón. Ya ha preguntado a hijos y familiares y nadie es, flores siempre con un listón rojo pasión como dice ella y vive celosa por esa mujer que nunca ha dado la cara.

Carlos que al morir su esposa y desbloquear su teléfono para dejárselo a su hija mayor encontró todo un mundo oculto de chats, fotos y conversaciones con un amante que se ha vuelto su obsesión y está decidido a rastrearlo y confrontarlo.

Mónica a quien en el hospital con su esposo de 34 años agonizando, se le presentó una señora con acta de matrimonio en mano fecha anterior a la de su propia boda para reclamar sus derechos de esposa y poder estar al lado de su marido en las últimas horas. Ella acabó siendo la otra!!!! Terminaron en un funeral de dos capillas una para una esposa y sus familiares y otra para la otra esposa y el cuerpo estaba unas horas en una y otras horas en otra.

Casos así cientos y miles en el mundo prueban dos cosas:

Hay muchos más infieles de los que creemos, caras vemos vidas dobles no sabemos. Y el hecho de que ser infiel o engañar siempre pero siempre va a causar dolor.

Tarde que temprano esa flecha va a alcanzar a los tuyos así que si hoy te encuentras en una situación así mejor habla, di la verdad que nadie tenemos la vida comprada y es muy duro enterarte que el muerto te engañaba.

Cargando