Escucha ahora

Noche W


W Radio

Martha Debayle en W

Martha Debayle

Lunes a Viernes 10:00 a.m. - 13:00 p.m.

Parkinson: Doscientos años buscando cura

Este año se cumplen 200 años de que se descubrió la enfermedad de Parkinson. Te decimos todo sobre este mal y cuáles son los síntomas

¿Qué es el Parkinson?

Es una enfermedad neurodegenerativa que afecta al sistema nervioso y es provocada por la muerte unas neuronas llamadas dopaminérgicas, que son las encargadas de producir dopamina, un neurotransmisor muy importante para la función motora.

  • Este trastorno fue descrito por primera vez hace 200 años por el doctor James Parkinson. Se caracteriza por provocar temblores, rigidez y dificultad de movimiento, entre otros síntomas.
  • Hasta el momento se desconocen las causas que provocan este padecimiento.
  • No hay un examen para diagnosticar el Parkinson de manera temprana la enfermedad.

¿Quién sufre esta enfermedad?

El Parkinson afecta con más de frecuencia a hombres que a mujeres. Principalmente a adultos mayores a 60 años y aumenta su frecuencia de presentación conforme la edad avanza (4 de cada 100 adultos mayores a 80 años la padece). PERO también hay ocasiones en las que los síntomas aparecen mucho antes.

Uno de los casos más conocidos es el de Michael J. Fox (Back to the Future), quien fue diagnosticado con 29 años. La persona más joven diagnosticada con Parkinson tenía 12 años.

10 signos o síntomas de alerta temprana

Temblor. Los temblores o contracciones en las extremidades son síntomas tempranos y comunes de la enfermedad de Parkinson.

Letra pequeña. El cambio radical y repentino en la forma o el tamaño de la escritura puede ser otro síntoma temprano. Se comienzan a juntar más las palabras.

Pérdida del olfato. La pérdida o alteración del olfato puede ser uno de los primeros síntomas no motores de la enfermedad.

Problemas con el sueño. Patear, dar golpes en la cama o amanecer en el piso, es posible que reflejen la posible presencia de la enfermedad.

Dificultad al caminar o moverse. Las personas presentan rigidez en manos y piernas, incluso al caminar se siente una gran pesadez en los pies. Aparece un dolor persistente en hombros y cadera.

Estreñimiento. Los problemas persistentes para evacuar puede ser otro signo temprano de este mal.

Voz Baja. Una modulación baja de la voz o más grave puede ser otro signo que se debe vigilarse de cerca.

Falta de expresión facial. Puede parecer molesto, triste o serio sin estarlo. A este síntoma se le conoce como “aspecto de máscara”, debido a que el rostro parece inexpresivo.

Mareo o desmayo. El mareo o el desmayo pueden ser síntomas de presión arterial baja, la cual puede estar relacionada con la enfermedad de Parkinson.

Encorvamiento de la espalda. Si la espalda comienza a encorvarse, es necesario visitar al médico.

Diagnóstico de la enfermedad

No hay pruebas específicas para diagnosticar la enfermedad de Parkinson. En lugar de ello, los médicos buscan cuatro características cardinales del trastorno del movimiento, la TRAP mnemotécnica:

  • Tremor o sacudidas en reposo
  • Rigidez
  • Acinesia, falta de movimiento o lentitud de movimiento
  • Postura

Desarrollo del Parkinson

Etapa inicialEl paciente se vale por sí mismo y puede seguir trabajando. · Controles periódicos y manejo por medio de la consulta médica. · Tratamientos sólo con medicamentos.
Etapa intermedia El paciente requiere la ayuda de familiares y amigos.Movimientos anormales más notorios. · Citas médicas más frecuentes que en la etapa inicial. · Puede necesitar atención especializada. · Otros tratamientos como: terapia física y del lenguaje, cirugía en algunos casos.
Etapa avanzadaMovimientos anormales mucho más marcados que pueden conducir a caídas.Complicaciones no relacionadas con los movi-mientos del cuerpo como dificultad para pasar los alimentos y estreñimiento. · Puede necesitar hospitalización y la atención de otros médicos especialistas (urólogo, gastroenterólogo, ortopedista, psiquiatra), enfermeras especializadas y trabajadores sociales. · Puede requerirse cirugía como tratamiento de la enfermedad de Parkinson.
Etapa terminal El paciente necesita de mayor apoyo, ya que generalmente se encuentra en cama y alimentado a través de sonda. · Puede requerir internamiento en una institución para un cuidado especializado.

¿Cómo se trata?

Los tratamientos están encaminados en suplir el déficit de dopamina utilizando medicamentos para renovar su producción, evitar su eliminación o que funcionan de forma similar a ella en el cerebro.

  • El ejercicio y la rehabilitación física son también una parte angular del tratamiento, tanto para mantener la movilidad como el bienestar en general.

Alternativas de tratamiento Estimulación Cerebral Profunda (marcapasos cerebral)

Fue descubierto casi por azar en 1987 cuando el neurocirujano francés Alim-Louis Benabid estaba en el hospital universitario de Grenoble realizando una operación en el cerebro de un paciente con párkinson y tratando de solucionar una pequeña coagulación en el tálamo aplicó un pequeño estímulo eléctrico y… el paciente dejó de temblar”.

¿Cómo funciona el marcapasos cerebral?

Mediante una intervención quirúrgica se insertan electrodos en el cerebro conectados a un neuroestimulador que funciona –al igual que un marcapasos– como un generador eléctrico.

El objetivo principal del novedoso tratamiento es que los electrodos modulen la señales eléctricas en el área del cerebro en que se hayan implantado y, en el caso de Parkinson, poder controlar el movimiento.

Ojo, no es para todos. Pacientes con las siguientes características:

  • Tener buenas condiciones generales para soportar una cirugía.
  • Buena condición cerebral para que la cirugía sea menos riesgosa (probabilidad de sangrado, daño cerebral, infecciones, entre otros).
  • Debe tener la enfermedad de Parkinson suficientemente avanzada como para justificar el gasto y el riesgo de la cirugía.
  • No debe presentar deterioro cognitivo, por ejemplo pérdida de memoria.
  • No tener alteraciones emocionales, como manías o depresión.

Células madre

El trasplante de células madre (obtenidas del propio paciente), son una nueva opción de tratamiento para quienes padecen el mal de Parkinson.

Esta terapia “permite retardar el avance de la enfermedad, prevenir sus complicaciones y, en algunos casos la detención de los síntomas, como el temblor y la rigidez.

Es un procedimiento mínimamente invasivo, las células se extraen del tejido adiposo y médula ósea. Las muestras se procesan para obtener las células madre que luego se reintroducen al organismo vía endovenosa y en el espacio que rodea la médula espinal en la zona lumbar.

Marihuana

El Cannabidiol, derivado de la marihuana, puede tratar la psicosis que sufren los enfermos de Parkinson, como la reducción de temblores, la ansiedad, los disturbios en el sueño y la depresión.

Se ha comprobado que las dosis propiciadas de cannabidiol reducen los efectos derivados del mal de Parkinson sin que empeore la enfermedad.